Hace un tiempo ya, un lector me escribió una pregunta que a priori parecía fácil de responder pero que me llevó mucho trabajo entender y buscar una respuesta acertada.

La pregunta

Mi pregunta es: En cuanto al incidente de Tamar y Juda escrito en Genesis, ¿como encajaria esta historia en la linea de tiempo?, teniendo en cuenta que Juda embarazo a Tamar dando a luz mellizos (Farez y Zerah), mi incógnita radica en el hecho de que en la lista de los hebreos que llegaron a Egipto con Jacob se menciona a Farez y dos hijos suyos. Cómo es posible esto si Jacob tenia 130 años y Jose 39, lo que me indica que José nació cuando Jacob tenia 91 años. Si trabajó, si engendro sus hijos en el 2do periodo de 7 años que trabajó por su mujer entonces ¿cuantos años tenia Juda para tener bisniestos? (teniendo presente que Farez y Zerah tenían que ser hijos de su hijo fallecido), y para que Farez tuviera 2 hijos tendría que tener cierta edad. Entoces aquí es donde no me encaja y no logro ubicar este capitulo en la linea del tiempo. Podria usted aclararme e ilustrarme en este aspecto.

La respuesta

Comenzamos desde Génesis 29.28 Ahí nace Judá. Desde que nace el primer hijo de Lea (Rubén) se sucede toda una serie de nacimientos y competición entre Raquel y Lea… uno tras otro van naciendo todos los hijos de Jacob… si suponiesemos que no hubo ni un respiro entre las madres de estos hijos (es decir, que cuando nació Judá, sucesivamente nació Dan y el mismo día Bilhá se quedó embarazada de Neftalí y justo al terminar se queda embarazada Zilpá y terminando de dar a luz naciera Aser, etc. Es decir, suponiendo que no existiera un periodo entre embarazo y embarazo, lo cual sería bastante raro) podemos decir que pasaron 6 años entre el nacimiento de Judá y el de José. ¿Por qué? 8 hijos*9meses de embarazo = 72 meses, dividido entre 12 meses que tiene un año = 6 años. Vale.

Ya han pasado 6 años desde que nació Judá. Pero seguimos, Judá tiene 6 años y en Génesis 30.25-43 se relata cómo Jacob consigue muchas riquezas a costa de Labán. Lo importante de este relato es el final, el versículo 43: “De esta manera Jacob prosperó muchísimo y llegó a tener muchos rebaños, criados y criadas, camellos y asnos.” Esta descripción no es algo que pasara en un día, no es un periodo de tiempo corto, todo lo contrario, conseguir muchos criados y criadas, rebaños, camellos y asnos es algo lento… seguramente llevó años a Jacob prosperar tanto. Esto se apoya por Génesis 31.1. Los hijos de Labán decían: “Jacob se ha ido apoderando de todo lo que le pertencía a nuestro padre”.

De nuevo, una sensación de que ahí a pasado mucho tiempo. Si seguimos con la historia, ya han pasado 6 años + un periodo de tiempo largo. Así que Jacob huye de Labán y a los 3 días Labán le persigue durante 7 días consigue dar con él y durante la discusión Jacob dice algo muy importante en Génesis 31.41: “De los veinte años que estuve en tu casa, catorce te serví por tus dos hijas, y seis por tu ganado” Ajá! Ahí tenemos ese periodo de tiempo largo del que hablábamos antes. 6 años más. A estas alturas Judá tendría mínimo 12 años. Seguimos. Jacob envía mensajeros a Esaú, lucha con Dios y se encuentra con Esaú más tarde. Finalmente se instala en Canaán.

El capítulo 34 cuenta la historia de cómo un hijo del jefe de los Heveos viola a Dina y entonces los hijos de Jacob se vengan y los matan. Aquí es importante tener en cuenta dos matices. [Primero], cuando esto sucedió los hijos de Jacob estaban en el campo cuidando el ganado (34.5) [Segundo] Simeón y Leví cogieron espadas y mataron a todos los que habían en ese pueblo. Si contamos que Leví sólo tenía quizá un año más que Judá, esto ya les pone en una situación de hombres y no de niños. Cuidaban el rebaño y podían luchar con espadas. Había pasado tiempo desde el encuentro con Esaú.

Así que tenemos ya a Judá como un hombre de más de 12 años y con la capacidad de cuidar el ganado y seguramente de empuñar espadas. En ese momento vuelven a Betel y muere Raquel al dar a luz a Benjamín y también Isaac. Ya en el capítulo 37 se nos cuenta la historia de que José tenía 17 años (37.2) Si seguimos la línea del capítulo 29, podemos añadirle 9 meses (mínimo) a cada descendiente de Jacob desde José hasta Judá (habían 7 hermanos en medio) 7*9=63/12=5.

Así que podemos deducir que Judá tenía 5 años más que José, es decir, 22 años. Sigue la historia y venden a José entonces viene la historia de Judá y Tamar. Así que es en ese momento, posiblemente a una edad cercana a los 22 años en que Judá tiene Er, Onán y Selá. Los versículo del 1 al 5 muestran el paso del tiempo así que quizá al tener a su último hijo estaría llegando a los 30 años. El versículo 6 da un salto en el tiempo enorme donde ya sus hijos se estaban casando Entre que se casaban y se morían, e incluso muría la mujer de Judá (mucho tiempo después) etc pasó un tiempo indeterminado que después cuadraremos.

Ahora, después de la historia de Judá y Tamar, la narración da un salto hacia atrás, ¿por qué? porque relata lo sucedido cuando José fue llevado a Egipto. Así que lo que sucedió entre José y la esposa de Potifar seguramente era contemporáneo a Judá con su esposa engendrando hijos. Sigue la historia del copero y el panadero que sería seguramente contemporánea a las historias de los hijos de Judá. Pasó algún tiempo y dos años más (41.1) y Faraón tiene sueños que José interpreta así que Faraón lo hace gobernador en Egipto a la edad de 30 años (41.46)

Aquí tenemos un dato relevante: Han pasado 13 años desde que José fue vendido, hasta que fue gobernador. Por lo tanto, según Génesis 38.1 han pasado 13 años desde que se apartó de sus hermanos y comenzó a tener hijos. Después de esto (41.47) pasaron los 7 años de abundancia Si sumamos 13 años + 7 años de abundancia tenemos 20 años. 20 años desde que Judá comenzó a tener hijos hasta que los hermanos de José fueran por primera vez a Egipto. Desde la primera vez que fueron a Egipto hasta la segunda vez pasó un tiempo según 43.1 así que vuelven a Egipto y José les dice que aún quedan 5 años más de pobreza y hambre así que eso significa que han pasado 22 años desde que José fue vendido hasta que se reconcilia con sus hermanos. (aquí están los 39 años que apuntaba el lector) Por lo tanto han pasado 22 años desde que Judá comenzó a tener hijos hasta que se reconcilia con José.

Efectivamente, a priori esto parece un periodo de tiempo corto para que Judá haya tenido hijos y nietos/biznietos. Sólo 22 años. Analizado ya el tema desde una perspectiva básica (muy básica), es decir, sólo leyendo lo que la Biblia dice, podríamos concluir que se trata de una contradicción, pero observemos lo siguiente:

La estructura de Génesis

Si prestamos atención al tipo de narrativa de Génesis podemos observar muchos casos donde la línea de tiempo vuelve y regresa ampliando información de cosas que ya se han relatado, saltando hacia adelante y hacia atrás. Esto no es casualidad, ya que Génesis no es un libro puramente histórico, sino que se trata de una historia teológica. El autor (y en última instancia, el Inspirador, Dios mismo) no está tratando de establecer un sentido cronológico estricto, sino un sentido teológico poderosísimo. Es interesante como siempre se han establecido los capítulos 37-50 como la historia de Josué cuando realmente cuentan la historia de los hijos de Jacob y más concretamente los magníficos paralelismos entre Judá y José. (Mayor bendición para ellos dos que para cualquier otro hijo (Gen. 49) , dominio del norte por José y dominio del sur por Judá, los errores de Judá vs las victorias de José, la caída de Judá ante Tamar vs la victoria de José con la esposa de potifar, etc) Así que no tomemos Génesis como estrictamente cronológico.

El listado que va a Egipto

A pesar de ello, una clave para desentrañar el problema es la siguiente: La lista de nombres en Génesis 46 debe tomarse como un resumen genealógico, y no una lista de aquellos que, cabeza por cabeza hicieron una caminata hasta Egipto. ¿Por qué? observa 46.21 “Los hijos de Benjamín: Bela, Béquer, Asbel, Guerá, Naamán, Ehí, Ros, Mupín, Jupín y Ard” Estos podrían parecer todos los hijos de Benjamín, pero sin embargo si vemos 1 Crónicas 8.1-5 podemos ver que realmente no todos son hijos, sino que hay otros descendientes… esto es común por el uso de la palabra hijo, que a menudo significa descendencia. Y es más que evidente que era totalmente imposible que los nietos de benjamín fueran a egipto con Jacob en ese momento ya que seguramente no habrían nacido. Esto realza la idea de que esta lista no es una lista estricta de aquellos que caminaron hacia Egipto, sino que más bien tiene un sentido genealógico.

Algunos estudiosos reafirman esta idea revelando que quizá esta podría ser la lista de descendientes principales de Jacob que nacieron hasta la muerte de José. Esto tiene bastante sentido porque José murió a los 110 años y su familia llegó a Egipto cuando él tenía 39 años. Por lo tanto, estuvo con su familia en Egipto 71 años, tiempo más que suficiente para que los hijos de Judá tuvieran hijos y que Benjamín tenga nietos, los cuales aparecen en el listado.

Por lo tanto, concluyo que estos periodos de tiempo, bien contextualizados muestran que NO HAY CONTRADICCIÓN.